5 de mayo, día de la Batalla de Puebla



El 5 de mayo de 1862 el ejército francés invadió a México, comenzó después de que el Presidente Benito Juárez anunciara que no pagaría la deuda externa, en octubre de 1861, Francia, Inglaterra y España suscribieron la Convención de Londres, en la cual se comprometieron a enviar contingentes militares a México para reclamar sus derechos como acreedores por una deuda que ascendía a alrededor de 80 millones de pesos, de los que aproximadamente 69 millones corresponderían a Inglaterra, 9 millones a España y 2 millones a Francia. 
Poco después de reunirse, los representantes de los tres países enviaron un ultimátum al gobierno mexicano en el que pedían el pago de sus deudas; de lo contrario, invadiría el país. Juárez, quien gobernaba a un país que apenas empezaba a levantarse de la postración económica, respondió con un exhorto a lograr un arreglo amistoso, y los invitó a una conferencia. Acompañó ese mensaje con la derrogación del decreto que suspendió los pagos. Al mismo tiempo, en vista de la posibilidad real de una invasión militar que buscara llegar hasta la Ciudad de México, ordenó el traslado de pertrechos y la fortificación de Puebla, así como como crear una unidad, a la que se designó como como Ejército de Oriente, que fue puesta bajo el mando del general José López Uraga. En vista del desempeño deficiente de este mando, fue destituido y en su lugar se designó a Zaragoza, quien dejó el Ministerio de Guerra y se dirigió a Puebla para organizar la oposición al avance Francés con cerca de 10,000 hombres; cantidad mínima si se toma en cuenta el vasto territorio que debía cubrirse.  
Finalmente, el ejército mexicano obtuvo la victoria bajo el mando de Ignacio Zaragoza frente a las fuerzas francesas dirigido por Charles Ferdinand Latrille conde de lorencez, defendiendo la soberanía de nuestro país ya que con unas fuerzas consideradas como inferiores lograron vencer a uno de los ejércitos mas experimentados y respetados de su época.





Comentarios

Entradas populares